3.5.10

HASTA CUANDO??


Nosotros, el pueblo soberano, tenemos unos representantes elegidos por sufragio universal que tienen el deber de velar por el bienestar de toda la ciudadanía.
Este deber afecta tanto al poder ejecutivo como al legislativo: deben crear las leyes necesarias para velar por los ciudadanos y la obligación de ejecutar lo necesario para hacerlas efectivas.
Lejos de esto han permitido y alentado la especulación con bienes de primera necesidad como es la vivienda. Fomentando un derroche económico sufrido por la mayoría que ha ido a parar al bolsillo de unos pocos en forma de beneficios privados. Cuando el sistema no daba más de sí estos pocos, airados por no tener nada más que robar, le lloran a los gobernantes de turno para que socialicen las perdidas.